• Cómo cambiar la cerradura de la puerta

  • Cómo cambiar la cerradura de la puerta

    No siempre hace falta tener que llamar a un cerrajero para que nos haga un trabajo de cerrajería. En ocasiones, uno mismo puede hacer las cosas. En este caso te vamos a mostrar cómo cambiar la cerradura de una puerta, para que puedas tener la seguridad de que tu vivienda está más segura. Además, se recomienda cambiar la cerradura cada pocos años, para poder tener cerraduras más modernas, las cuales impidan que los ladrones puedan abrir la puerta fácilmente.

    Comprar una cerradura para la puerta

    Antes de realizar ningún paso, es muy importante tener la cerradura nueva a nuestro lado. Así podremos quitar una y poner la nueva, evitando que la puerta se tenga que quedar sin cerradura mientras la compramos.

    Antes de realizar la compra, es muy importante tener en cuenta las medidas y sobre todo la variedad de cerradura que se quiere instalar. Personalmente te recomiendo comprar una cerradura anti bumping. Este es el medio más usado por los ladrones para forzar las cerraduras y entrar en una vivienda. Si cuentas con esta variedad de cerradura, los ladrones lo tendrán mucho más complicado para robar en tu hogar.

    Puede ser interesante comprar una cerradura de la misma marca, para evitar tener que hacer modificaciones en la puerta y conseguir que el cambio sea más sencillo.

    Quitar la cerradura

    Cogemos un destornillador y retiramos los tornillos o resortes que sujetan el manillar de la puerta. Así podrás quitar la parte decorativa de la cerradura y ver como es la cerradura por dentro.

    A continuación, podremos ver como el bombín es sujetado por un tornillo bastante largo. Dependiendo del modelo, necesitarás un destornillador u otro, aunque normalmente con uno plano te será más que suficiente. Cuando lo hayas localizado, deberás retirar ese tornillo. No suele estar duro, pero al ser largo, puede que tarde un minuto en quitarlo. Afloja el tornillo con calma para evitar dañar la puerta.

    Cuando tengas el tornillo fuera, coge la llave de tu puerta e introdúcela en la cerradura. A continuación, gira unos 45 grados la llave y empuja para sacar el bombín. Este paso hazlo con cuidado para evitar partir la llave y complicar las cosas. Si tienes problemas para sacarlo, mira bien si hay algún otro tornillo que impide que el bombín pueda salir al exterior. En ocasiones el problema viene dado porque algún tornillo de la maneta no ha sido retirado correctamente. De aquí que en muchas ocasiones sea interesante quitar la maneta, para poder retirar el bombín sin ningún tipo de inconveniente.

    Cuando tengas el bombín fuera, comprueba que el mismo cuenta con las mismas medidas que el anterior, para evitar tener que hacer modificaciones en el agujero de la puerta. De aquí que anteriormente te recomendará comprar un modelo de la misma marca, aunque con mayor seguridad.

    Cambiar la cerradura de la puerta

    Poner la cerradura en la puerta

    Ahora que hemos retirado el bombín antiguo, daremos paso de poner el nuevo.

    Comenzamos metiendo la llave en el bombín, para más tarde introducirlo en el agujero de la puerta. Recuerda ponerlo bien, para evitar problemas. Digo esto, ya que hay personas que lo ponen al revés y una vez dentro del agujero tienen problemas para sacarlo. Cuando estés seguro de ponerlo en la posición correcta, introdúcelo y colócalo en su hueco. Es importante fijarlo bien para evitar problemas posteriores para abrir la puerta. A continuación, deberás apretar el tornillo que sujeta la cerradura. Recuerda, es un tornillo largo, por lo que no tiene pérdida.

    Si anteriormente tuviste que retirar tornillos de la maneta, será el momento de ponerlos.

    Comprobación de la cerradura

    Antes de seguir poniendo las diferentes piezas, es muy importante asegurarse de que la cerradura funciona correctamente. Deberás meter la llave en la cerradura y girarla. Así podrás ver si realmente funciona bien o mal. Una vez comprobado con la puerta abierta, que la cerradura funciona bien con el nuevo bombín, el siguiente paso será el de probarla con la puerta cerrada. Te recomiendo probarla con alguien en su interior o probarla desde el interior de la vivienda.

    Normalmente te irá bien. En este caso se puede decir que has realizado un buen trabajo. Ahora ya solo te queda poner los tornillos restantes y sujetar los elementos decorativos y comenzar a disfrutar de tu cerradura nueva.

    ¿No puedo cambiar el bombín, que hago?

    Hemos comentado que el cambio de cerradura no es complicado, pero en ocasiones puede que las cosas se nos compliquen y no consigamos realizar un cambio satisfactorio.

    Si vemos que tras muchos intentos no podemos realizar el cambio por cualquier motivo, lo mejor será llamar a un profesional. Siempre debes llamar a un cerrajero de confianza, para que el cambio de cerradura sea perfecto. Sin olvidar solicitar un presupuesto, para ver cuánto te cobrarán por esta sencilla tarea. Recuerda, el precio será más económico si llamas a un cerrajero dentro del horario laboral. Si necesitas el cambio fuera del horario laboral, deberás llamar a un cerrajero 24 horas, en cuyo caso el precio serás más elevado.

    Consejos al cambiar de cerradura

    A la hora de comprar un bombín nuevo para el cambio de cerradura, es muy importante comprar un modelo de diseño parecido al nuestro para evitar problemas.

    Cuando hayas cambiado la cerradura, siempre debes quitar de tu llavero las viejas llaves y poner las nuevas. Esto mismo deben de hacer el resto de los miembros de la familia. Es importante realizar pronto el cambio, ya que no serías la primera persona que cambia la cerradura, pero no cambia sus llaves. En este caso, a la hora de abrir tu puerta, te darías cuenta de que las llaves no abren la cerradura y tendrías que llamar a un cerrajero para que te abriese la puerta.

    Si la cerradura no abre correctamente, puede que sea porque no haya quedado bien encajada. Vuelve a encajarla, hasta que veas que todo funciona sin problemas. Siempre debes probarla bien antes de cerrar la puerta.

    No olvides comprar un modelo de cerradura con europerfil y sobre todo con anti bumping. Así conseguirás realizar un cambio de calidad y tener en tu vivienda una cerradura bastante más segura.

Clic aquí para llamarnos al ✆ 633 55 75 75